Currently reading prayer in Español. Return to English.

¡Él es Dios!

¡Oh Dios, mi Dios! Estos son Tus siervos atraídos en Tus días por los aromas de Tu santidad, encendidos por la llama que arde en Tu árbol sagrado, que responden a Tu voz, pronuncian Tu alabanza, son despertados por Tu brisa, conmovidos por Tus dulces fragancias, contemplan Tus signos, comprenden Tus versos, escuchan Tus palabras, creen en Tu Revelación y están seguros de Tu amorosa bondad. Sus ojos, oh Señor, están fijos en Tu reino de gloria refulgente y sus rostros están vueltos hacia Tu dominio de lo alto, sus corazones laten con el amor de Tu radiante y gloriosa belleza, sus almas están consumidas por la llama de Tu amor, oh Señor de este mundo y del mundo venidero; sus vidas están hirviendo con el ardor de su anhelo por Ti, y por Ti han derramado sus lágrimas.

Ampáralos en la fortaleza de Tu protección y seguridad; presérvalos con Tu vigilante cuidado; míralos con los ojos de Tu providencia y Tu misericordia y haz de ellos signos de Tu divina unidad que estén manifiestos en todas las regiones, estandartes de Tu poder que ondeen sobre Tus mansiones de grandeza, candiles brillantes que ardan con el aceite de Tu sabiduría en las lámparas de Tu guía, pájaros del jardín de Tu conocimiento que gorjeen en las más altas ramas de Tu paraíso protector y gigantes del océano de Tu munificencia que se sumerjan por Tu suprema misericordia en las insondables profundidades.

¡Oh Señor, mi Dios! Estos siervos Tuyos son humildes; enaltécelos en Tu reino de lo alto; son débiles, fortalécelos con Tu poder supremo; están humillados, concédeles Tu gloria en Tu más alto reino; son pobres, enriquécelos en Tu gran dominio. Ordena, pues, para ellos todo el bien que Tú has destinado en Tus mundos visibles e invisibles, hazlos prosperar en este mundo inferior, alegra sus corazones con Tu inspiración, oh Señor de todos los seres. Ilumina sus corazones con Tus gozosas nuevas difundidas desde Tu posición todogloriosa, haz firmes sus pasos en Tu Alianza Mayor y fortalece sus espaldas en Tu firme Testamento, por Tu munificencia y por la gracia que nos has prometido, oh Tú el Clemente y el Misericordioso. Tú eres en verdad el Clemente, el Munífico.

‘Abdu’l-Bahá

App icon
Bahá’í Prayers
Get the app
font
size
a
theme
Day
Night
font
Sans
Serif
contact us
translations
App icon
Bahá’í Prayers
Get the app