Firmeza en la Alianza

¡Gloria a Ti, oh Rey de la eternidad, Hacedor de naciones y Modelador de cada hueso corruptible! Te ruego por Tu Nombre, por medio del cual llamaste a toda la humanidad hacia el horizonte de Tu majestad y gloria y guiaste a Tus siervos a la corte de Tu gracia y Tus favores, que me cuentes entre aquellos que se han librado de todo excepto de Ti y se han vuelto hacia Ti, y entre aquellos a quienes las desgracias que Tú has decretado no les han impedido volverse hacia Tus dádivas.

Me he aferrado, oh mi Señor, al asidero de Tu bondad y me he adherido firmemente al borde del manto de Tu favor. Haz descender, pues, sobre mí, desde las nubes de Tu generosidad, aquello que me purifique del recuerdo de cualquiera que no seas Tú y me capacite para dirigirme hacia Aquel que es el Objeto de la adoración de toda la humanidad, contra Quien se han dispuesto en formación los agitadores de sedición que han roto Tu alianza y no han creído en Ti ni en Tus signos.

No me niegues, oh mi Señor, las fragancias de Tu vestidura en Tus días, ni me prives de los hálitos de Tu Revelación ante la aparición de los resplandores de la luz de Tu semblante. Poderoso eres Tú para hacer lo que Te place. Nada puede resistirse a Tu voluntad ni frustrar lo que Tú has proyectado por Tu poder.

No hay Dios sino Tú, el Todopoderoso, el Sapientísimo.

Bahá’u’lláh

App icon
Bahá’í Prayers
Get the app
font
size
a
theme
Day
Night
font
Sans
Serif
contact us
App icon
Bahá’í Prayers
Get the app